CANATUR reclama paz y estabilidad social para el 2021

CANATUR reclama paz y estabilidad social para el 2021

Reiteran el pedido al Gobierno de hacer frente a la crisis del sector turismo. 

La pandemia del covid-19 ha traído grandes impactos en el turismo y la economía del Perú, siendo esta la peor crisis nacional de la última década. El confinamiento trajo consigo la cancelación de viajes dentro y fuera del país lo que ha generado miles de cierres de negocios y puestos de trabajo dentro del sector. Es por esto, que el presidente de la Cámara Nacional de Turismo (CANATUR), reitera su pedido al Gobierno para hacer frente a la crisis con un paquete de reprogramación de deudas y bajos intereses con la banca. 

Asimismo, Canales mencionó que durante el 2020 el Perú tuvo un 79% menos turistas y menos facturación que en el año 2019, lo que representa un estimado de US $900 millones de dólares. Por otro lado, el turismo interno registró un 74% menos viajes y US $100 millones de dólares en facturación. 

Esta situación ha generado que un millón de trabajadores y emprendedores se encuentren desempleados, un millón y medio de trabajadores formales sin ingresos, 170 mil empresas turísticas cerradas, 20 mil guías turísticos sin ingresos y 11 mil porteadores de Camino Inca también sin ingreso alguno y que tampoco tendrán empleo en el 2021 porque están fuera del catálogo.

Por otro lado, el representante de Canatur enfatizó que habría que añadirle los recientes bloqueos en el distrito cusqueño de Machu Picchu que han generado 20 millones de dólares en pérdidas. En ese sentido, el bloqueo de pistas hacia Ica y Paracas han producido 15 millones de dólares en pérdidas. En el norte del país, se ha perdido 20 millones de dólares por cancelación de ventas de Año Nuevo en la zona de playas.  

Canales también señaló que los primeros meses del año entrante, no se avizoran muy expectantes a causa de una situación permanente de conflicto social que podría poner en grave riesgo el gobierno de transición del presidente Sagasti.  En consecuencia, reiteró su pedido a no perder el principio de autoridad y despejar los constantes cierres de carreteras por parte de grupos descontentos por las decisiones populares. 

Finalmente, afirmó que las soluciones deben ser dadas por el Ejecutivo al cual Canatur ha solicitado expresamente la ampliación del plazo de gracia de los programas Reactiva Perú y FAE Turismo a 12 y 24 meses, dependiendo de la facturación; y crear una nueva línea de crédito para reprogramar deudas de corto y mediano plazo hacia el largo plazo con tasas de interés más bajas. 

“El tema social no está en nuestras manos, se encuentra en las del gobierno. Igual, exigiremos paz y estabilidad social para los meses venideros debido a la ola de reclamos laborales que vienen presentándose de manera sucesiva y en el marco del actual clima electoral de cara a las próximas elecciones generales y el bicentenario de la independencia”, remarcó Canales.