IATA presenta balance del sector aerocomercial peruano durante la pandemia

IATA presenta balance del sector aerocomercial peruano durante la pandemia

Vicepresidente Regional para las Américas expuso la situación crítica de la industria aérea. 

Esta mañana, la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) organizó una conferencia de prensa en la que expuso los indicadores negativos que presenta la industria aerocomercial en el Perú a raíz de las restricciones impuestas al tráfico aéreo durante la pandemia del COVID-19. En esta oportunidad, Peter Cerdá, Vicepresidente Regional de IATA para las Américas, explicó la situación crítica del sector y el trabajo que se encuentran coordinando con las autoridades peruanas para asegurar el desarrollo del mismo en el marco de la pandemia.

“El año pasado la industria aerocomercial sufrió el golpe más duro con la paralización total de las operaciones a nivel mundial y una caída del 70% en la región latinoamericana. Sin embargo, al día de hoy nos hemos logrado adaptar a la situación con la creación e implementación de los protocolos de bioseguridad más exigentes y rigurosos del universo de actividades económicas. En ese sentido, adaptamos el tráfico de los aeropuertos con el distanciamiento físico, el uso de mascarillas en todo momento e invertimos en incluir tecnología de desinfección a bordo de las aeronaves con la ayuda de los filtros HEPA”, indicó Cerdá.

Siguiendo esta línea, el directivo regional de la IATA destacó la importante contribución que significa la actividad aérea en la economía del Perú en el panorama antes del COVID-19, generando más de 341,000 empleos, sustentando el 2,6% del PBI y concentrando más de 5 mil millones en valor agregado al país. Asimismo, resaltó que la principal actividad que permite estos indicadores es el turismo, un sector que se vio completamente paralizado y que aún no tiene fecha de reactivación. 

“Se estima que las pérdidas de ingresos para la industria han sido del 77%, equivalente a US $2,500 millones, debido a una contracción de 64% en la demanda. Igualmente, proyectamos que en el Perú se pondrán en riesgo 25,533 empleos directos y 203,937 indirectos en los sectores conexos. Adicionalmente, se estiman que las pérdidas de contribución directa al PBI serán de US $500 millones y US $2,930 millones considerando a los sectores relacionados”, subrayó el representante de la IATA. 

Tomando en consideración todo lo anterior, la asociación internacional recalcó que la situación ya era crítica antes de iniciar el 2021 y que el retorno al confinamiento, junto a nuevas restricciones, genera un panorama más complicado que requiere de diálogo y coordinación con las autoridades peruanas para evitar el colapso de la industria. 

“Es importante reconocer que la IATA comprende la importancia de rehabilitar al sector salud. Sin embargo, invocamos a que todas las decisiones tomadas con relación a la operación aérea sean consultadas con los representantes de este sector, no debemos olvidar que la aviación es un aliado estratégico en este contexto”, agregó Cerdá. 

En ese sentido, señaló que se ha planteado ante el Gobierno Central reconsiderar la eliminación de los protectores faciales como parte del protocolo de viaje, estandarizar las medidas tomadas para los viajes a nivel nacional, suspender la presentación de pruebas PCR para los vuelos domésticos, la posibilidad de generar un fondo de apoyo financiero para el sector y la creación de una mesa de trabajo multisectorial que incluya al Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y al Ministerio de Salud (Minsa).  

Finalmente, el Vicepresidente Regional de la IATA reiteró la necesidad de que el Perú debería abrir el mercado peruano a las líneas aéreas existentes, en lugar de perseguir el proyecto de ley que prepara la creación de una aerolínea nacional. “El Perú cuenta con un extenso abanico de opciones en cuanto a conectividad y precios que cubre toda las necesidades de los consumidores. Una iniciativa de esta naturaleza es inviable en contexto de crisis y completamente innecesaria”.