Italianos son evacuados del Diamond Princess y puestos en cuarentena en su territorio

Italianos son evacuados del Diamond Princess y puestos en cuarentena en su territorio

19 ciudadanos fueron trasladados al Centro Deportivo Olímpico del Ejército al sur de Roma.

Un grupo de 19 italianos fueron evacuados del crucero Diamond Princess, navío bloqueado en el puerto de Yokohama por la presencia de coronavirus a bordo; y fueron trasladados a Italia en un vuelo especial de la Aeronáutica Militar. Luego de su llegada al aeropuerto Pratica di Mare, el grupo fue trasladado al Centro Deportivo Olímpico del Ejército, al sur de Roma, donde permanecerán en cuarentena para evitar la propagación del virus.

El grupo de pasajeros del Diamond Princess arrojaron negativo para coronavirus y fueron desembarcados el pasado miércoles; sin embargo, expertos en enfermedades de esta naturaleza, alertaron sobre la necesidad de continuar con procesos médicos y mantenerlos en evaluación. Estos son los primeros pasajeros que abandonan el crucero luego de permanecer 14 días en cuarentena, sin incluir a quienes fueron sometidos a tratamiento en tierra firme por el virus y los 300 estadounidenses evacuados el fin de semana pasado. 

De acuerdo a lo informado por el portal Caribbean News, las autoridades de las regiones del norte de la península han registrado hasta la fecha un total de 21 casos de contagio, incluido el fallecimiento de un hombre de 78 años, víctima del coronavirus. El Departamento de Protección Civil anunció una reunión con el ministro italiano Giuseppe Conte a fin de evaluar el brote epidérmico en las regiones de Lombardía y Véneto.

En las regiones del norte, ya se contabilizan 10 municipios que mantienen en vigor medidas de emergencia decretadas por el Ministerio de Salud, tales como restricciones o suspensiones de actividad públicas, cuarentena obligatoria a quienes hayan estado en contacto cercano con casos confirmados de coronavirus, y la permanencia domiciliaria a quienes hayan estado en áreas de riesgo. En ambos casos, se obliga la constante comunicación con autoridades sanitarias.