Mincetur publica cambios en el Reglamento de Agencias de Viaje y Turismo

Mincetur publica cambios en el Reglamento de Agencias de Viaje y Turismo

Las modificaciones realizadas velan por la formalidad del sector y el bienestar del turista. 

Esta mañana el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo (Mincetur) publicó en el diario oficial El Peruan el Decreto Supremo N° 005-2020-MINCETUR, en el que oficializó algunas modificaciones del Reglamento de Agencias de Viaje y Turismo. En ese sentido, se especificó que los cambios realizados velan por la formalidad de las operaciones del sector y por el bienestar del turista. La norma entrará en vigencia desde el viernes 15 de mayo. 

En primer lugar, la norma incluye disposiciones para la formalización de las las agencias de viajes y turismo “virtuales” y su inscripción en el Directorio Nacional de Prestadores de Servicios Turísticos Calificados. Sobre este punto, se especifica que la plataforma digital debe garantizar la identificación de la empresa, su representante legal, personal de contacto directo con el cliente y el cumplimiento de las condiciones pactadas a fin de proteger a los consumidores. 

Del mismo modo, se precisa que la autorización otorgada como agencia de viajes y turismo no implica la autorización para el desarrollo de sorteos y/o premios. Esta disposición tiene como finalidad evitar las malas prácticas de comercialización de las agencias de viajes y turismo vinculadas a posibles estafas o métodos engañosos. Además, se incluye una una disposición que insta a las asociaciones representativas de agencias de viajes y turismo a promover la formalización del servicio y a la implementación de mecanismos financieros que garanticen, ante el turista, el cumplimiento de las obligaciones contraídas por sus asociados.

Asimismo, dispone la implementación de un distintivo para la identificación de las agencias de viajes y turismo inscritas en el Directorio Nacional de Prestadores de Servicios Turísticos Calificados. De esta manera, se podrá distinguir de manera más visible a aquellas agencias de viajes y turismo formales en el mercado, constituyéndose en una herramienta para optimizar las acciones de fiscalización y para la identificación de agencias formales por parte de los turistas. Además, será responsabilidad de las agencias verificar que el operador que prestará el servicio cuente con el certificado de autorización respectivo, expedido por el órgano competente.

Igualmente, la norma precisa que cuando la agencia de viajes y turismo ofrezca servicios de transporte turístico, con unidades propias o de terceros, éstas deben cumplir en forma obligatoria con las normas emitidas por el Sector Transportes. Adicionalmente, se incluye una disposición complementaria señalando que el órgano competente (GORE) está facultado para iniciar las acciones penales ante los órganos correspondientes cuando la agencia de viajes y turismo, durante la prestación de sus servicios, atente contra la vida, el cuerpo y la salud del turista; de igual forma que debe iniciar las acciones legales a fin de dar protección al turista ante situaciones que atenten contra su vida y su salud.  

Finalmente, la publicación establece disposiciones para la prevención de la explotación sexual de niñas, niños y adolescentes, en el marco de lo establecido en la Ley N° 30802, la cual determina condiciones para el ingreso de niñas, niños y adolescentes a establecimientos de hospedaje a fin de garantizar su protección e integridad. 

Cabe recordar que la elaboración del reglamento contó con la participación de importantes  gremios del sector privado como son la Cámara Nacional de Turismo (Canatur), la Asociación Peruana de Agencia de Viaje y Turismo (Apavit), Asociación Peruana de Operadores de Turismo Receptivo e Interno (Apotur) y la Asociación Peruana de Turismo de Aventura, Ecoturismo y Turismo Especializado (Aptae). 

Igualmente es importante reconocer que que aquellas empresas o personas que incumplan con lo dispuesto en el Reglamento de Agencias de Viajes y Turismo serán pasibles a diversas sanciones, las cuales pueden  variar  desde procesos administrativos sancionadores con multa  hasta denuncias penales.