Nuevas medidas pretenden descongestionar el aeropuerto Jorge Chávez

Nuevas medidas pretenden descongestionar el aeropuerto Jorge Chávez

Ante la creciente demanda internacional de operaciones aéreas en los últimos años.

En el marco de la nueva agenda del Ministerio de Comercio Exterior y Turismo para promover la conectividad en el Perú, y mientras no se construye la segunda pista en el aeropuerto internacional de la capital, el Viceministro José Vidal y representantes del gremio resaltaron la importancia de tomar medidas tanto en el aeropuerto Jorge Chávez como en los aeropuertos de provincias para seguir contribuyendo con el desarrollo del Sector. Entre ellas están la ampliación de espacios de estacionamiento de aviones a través de concesiones de terreno, limitar su tiempo de permanencia en la plataforma y el mayor uso de aeropuertos regionales.

De acuerdo a Semana Económica, la ampliación de espacios de aparcamientos por cesiones de terrenos o por un mejor manejo del Jorge Chávez son las principales formas de mejorar la capacidad del mismo sin necesidad de mayor infraestructura. Según el CEO de Sky Airline Perú, José Raúl Vargas, se va a habilitar la plataforma de la Fuerza Aérea del Perú, que representaría 45 mil metros cuadrados adicionales. Adicionalmente, el Vidal hizo hincapié en la reducción de retraso de los vuelos al limitar el tiempo de permanencia de los aviones, media hora, lo que podría generar más espacios de estacionamiento.

Por otro lado, en cuanto a la contribución por parte de los aeropuertos regionales, el Viceministro comentó que al hacer más uso de la infraestructura aeroportuaria regional, a través de vuelos domésticos o al extranjero que no pasen por Lima sino aterricen en Cusco, Arequipa, Iquitos y Chiclayo, se podrá disminuir el tráfico en el Jorge Chávez. Asimismo, de acuerdo a Carlos Gutiérrez, gerente general de la Asociación de Empresas de Transporte Aéreo Internacional (AETAI), estos aeropuertos podrían tomar el rol de “alternativos” para actividades secundarias como la carga de combustible, sin necesidad de tener que ocupar espacio en el primer terminal aéreo.