SHP: Hoteles buscarán reinventarse con largas estadías y opciones de teletrabajo

SHP: Hoteles buscarán reinventarse con largas estadías y opciones de teletrabajo

Segunda paralización turística agudiza el panorama del sector hotelero en el país. 

Analizando el contexto turístico que trae el segundo confinamiento en las regiones de Alerta Extrema, la gerente general de la Sociedad de Hoteles del Perú, Tibisay Monsalve, alertó que la paralización agudiza el panorama al que se enfrenta el sector hotelero. En ese sentido, aseguró que muchos alojamientos apostarán por reinventarse ofreciendo opciones de largas estadías y turismo de teletrabajo. 

Si bien las nuevas restricciones del Gobierno permiten la operación de hoteles categorizados y hospedaje (apart hotel), la funcionaria señaló que la inmovilización vehicular anula cualquier posibilidad de turismo cercano a lugares como Paracas o Lunahuaná. Por ello, los hoteles han optado por ofrecer tarifas de larga estancia que permitirá a los huéspedes cumplir con periodos de cuarentena en sus instalaciones. 

“Ahora, en zona de nivel extremo, si un pasajero decidió hacer el confinamiento allí puede hacerlo. O si acaba de llegar al país y decide hacer la cuarentena y confinamiento en el hotel puede hacerlo. Es más, los hoteles tienen tarifas especiales de larga estadía”, señaló Monsalve. 

Según lo informado por el diario Perú21, la ejecutiva agregó que otra tendencia que se está perfilando en el nuevo contexto es la oferta de habitaciones para el teletrabajo, modalidad creada para las personas que carecen de espacios en sus casas y prefieren alquilar una habitación de hotel. 

De esta manera, destacó el caso del Hotel Casa Andina, que actualmente ofrece habitaciones para personas que pagan un alquiler y se mudan con tarifas preferenciales por periodos largos. Además, cuenta con habitaciones para la opción de teletrabajo, dirigida principalmente a empresas, para que los empleados aseguren un ambiente de bioseguridad.

Finalmente, Monsalve expresó que mantiene esperanzas por la recuperación del turismo tradicional, ya que, cuando se levanten las restricciones, muchas personas que atraviesan por momentos de estrés e incertidumbre buscarán hacer turismo interno, y los hoteles deben estar preparados y dar todas las facilidades.